La verdad es que cuando vinimos a Lanbarren el 18 de Diciembre de 2015, no podíamos imaginar que pasar de 4.200m² (Bidaure) a 7.000m² (Naves A y B) iba a ser un salto tan efímero para nuestra evolución.

Rápidamente comprendimos que íbamos a tener problemas porque nuestro desarrollo estaba siendo, claramente, superior al normal y al previsto. Fue un increíble y maraviloso 2016 el que nos obligó a replantear nuestra estrategia en la que también participó nuestra Dirección General que, fruto de su CONFIANZA hacia nuestra gestión, nos premió con la compra de la Nave C, la cual es un verdadero pulmón y una instalación mucho más pensada para nuestra actividad principal: el Grupaje Internacional Europa.

Así, nuestro diseño de naves ha quedado:

Nave A: gestionamos la importación, nuestros tráficos bajo aduana (donde disponemos de los recintos autorizados) y nacional.

Nave B: logística.

Nave C: exportación.

Esta Nave C nos da, además, la posibilidad de introducir los camiones completamente dentro de la propia nave o dentro del recinto vallado. De esta manera, se consigue un nivel de seguridad que hasta ahora no disponíamos y que nuestros clientes y agentes ven con muy buenos ojos.

Es un paso más en nuestro crecimiento sostenido conseguido por el enorme y fructífero trabajo de un buen equipo humano que completa la familia TransNatur en Oiartzun.